UGT FICA se une a la petición de ICM y FETMC a las autoridades europeas para que tomen medidas contra los militares de Myanmar

Las internacionales sindicales ICM y FETCM, han convocado una Día de Acción para mañana,11 de febrero, en protesta por el golpe militar que ha truncado la transición del país a la democracia

 

210210 Dia Accion Contra Golpe de EstadoLa Internacional de la Construcción y la Madera (ICM) y la Federación Europea de Trabajadores de la Construción y la Madera (FETCM), que representan a más de 12 millones de trabajadores, incluidos 2 millones de trabajadores de la construcción, la madera y la silvicultura en todo el mundo y en Europa, piden a las autoridades e instituciones europeas que tomen medidas inmediatas y urgentes para presionar a la junta militar de Myanmar y sus intereses comerciales.

El clamor mundial en defensa de la democracia del país ha instado a los sindicatos y trabajadores de todo el mundo a que se organicen, se unan y se pongan al lado del pueblo de Myanmar y aíslen al Comandante en Jefe, el General en Jefe Min Aung Hlaing, y a otros dirigentes militares responsables del golpe.

ICM y FETCM dijeron que las autoridades de la UE deberían utilizar el nuevo Régimen Global de Sanciones de Derechos Humanos de la UE, suspender el régimen EBA y restablecer la acción de la Unión Europea (UE) de 2008 titulada "Reglamento del Consejo por el que se renuevan y refuerzan las medidas restrictivas aplicables a Birmania/Myanmar". Los sindicatos explicaron que se trata de la última revisión desde que se establecieron las primeras restricciones en 1996 debido a la preocupación por la ausencia de avances hacia la democratización y las continuas violaciones de los derechos humanos en Birmania/Myanmar. El acto legislativo fue revisado anteriormente en 2000, 2003, 2005 y 2006.

La última normativa, que ocupa 278 páginas, prohíbe la importación de troncos, madera y productos de la madera originarios de Myanmar. Esto incluye el transporte de mercancías originarias de Myanmar o que se exporten desde Myanmar a un tercer país y tengan un destino final dentro de la Comunidad de la Unión Europea. También es ilegal participar, consciente e intencionadamente, en actividades cuyo objeto o efecto sea, directa o indirectamente, eludir las prohibiciones de las restricciones revisadas.

ICM y FETCM instaron a las instituciones y autoridades de la UE a poner en marcha dichas medidas hasta que el ejército de Myanmar haya rescindido su declaración de estado de emergencia, haya liberado inmediatamente a todas las figuras y activistas políticos, haya reconocido el derecho del pueblo de Myanmar a elegir a sus dirigentes y haya eliminado los límites a la libertad de expresión, reunión y asociación.

Tom Deleu, Secretario General de la FETCM, declaró que "la situación en Myanmar es muy grave. La UE debe reaccionar adecuadamente y reactivar su régimen de sanciones en materia de derechos humanos contra esta junta militar con el objetivo de apoyar a las fuerzas democráticas del país. No podemos consentir que el régimen militar se financie mediante el comercio de la valiosa teca con la UE".

Ambet Yuson, Secretario General de la ICM, afirmó que "todos los bosques del país están gestionados por el Estado, y la Myanmar Timber Enterprise (MTE), una empresa estatal, tiene el monopolio del comercio. Este comercio aporta cientos de millones de dólares directamente a las manos del régimen. Queremos que esto se detenga, y si la UE actúa rápidamente, instaremos a otras autoridades a que lo hagan".