Imprimir

UGT FICA lamenta la muerte de dos trabajadores pertenecientes a empresas subcontratadas y exige más recursos e inspecciones

La Federación reclama el cumplimiento de la Ley de Prevención de Riesgos Laborales y señala a la precariedad laboral como uno de los factores que están en el origen de muchos accidentes

UGT FICA ha exigido una vez más que se destinan más inversiónes y mayores medidas preventivas por parte de las distintas administraciones y de las empresas en la lucha contra la siniestralidad laboral, que el pasado miércoles se cobró la vida de otros dos trabajadores pertenecientes a empresas subcontratadas.

Según la investigación llevada a cabo por UGT FICA, el primero de los accidentes, ocurrido en la subestación de Ayala de Iberdrola, situada en la localidad de Amurrio (Álava), cuando el trabajador, que estaba realizando trabajos de pintura contratado por la empresa FATSUR, recibió una descarga eléctrica por causas que todavía se están investigando a consecuencia de la cual quedó inconsciente y finalmente falleció a pesar de recibir asistencia en el mismo lugar del accidente por varios equipos de emergencia 112, bomberos, policía local y Asistencia Médica, que le practicaron, sin éxito, repetidos intentos de reanimación .

El segundo trabajador falleció en el municipio guipuzcoano de Urretxu cuando cayó desde un andamio situado en un segundo  piso a unos tres metros de altura y murió al golpearse en la cabeza. El fallecido trabajaba para la empresa Fateven, subcontratada en una obra de la constructora ACR.

Una vez más tenemos que lamentar la escasez de inversiones por parte de las empresas para adoptar medidas preventivas y la necesidad de incrementar las inspecciones dirigidas a  exigir el cumplimiento de la ley en materia de prevención de riesgos. 

En el caso del trabajador de la subestación de Iberdrola, desde UGT FICA reconocemos que las medidas preventivas implantadas desde hace años en Iberdrola Grupo han ido en aumentado pero sin embargo, estas medidas son insuficientes para regular a las contratas y subcontratas. Por ello exigimos que no se baje la guardia ni en la prevención ni en el cumplimiento de las medidas de seguridad exigibles. Desde la Federación no podemos estar satisfechos con los datos de siniestralidad en Iberdrola, unos datos que, si bien son positivos en lo que se refiere a su incidencia en los trabajadores del Grupo, no ocurre los mismo en los trabajadores de las contratas y subcontratas, que están limitadas presupuestariamente y no desarrollan la misma acción preventiva en sus empresas que les exige Iberdrola. Es por ello que desde UGT FICA exigimos también a Iberdrola que facilite recursos y extreme las medidas preventivas tanto en los trabajos propios como en los que llevan a cabo las empresas de contrata y subcontrata al fin de evitar la lacra de la siniestralidad en el trabajo.

 UGT FICA sigue insistiendo en las causas de los accidentes en el trabajo: incumplimiento sistemático de la Ley de Prevención de Riesgos Laborales y de los convenios, ritmos de trabajo excesivos y elevadas jornadas laborales, precariedad laboral, falta de formación profesional y en salud laboral, primacía de los plazos de entrega sobre la seguridad, insuficientes medidas y medios por parte de la Inspección de Trabajo, etc.