Viernes, 16 Agosto 2019 09:38

La industria también existe

En 1999 surgió un movimiento ciudadano en Teruel que tenía por objetivo reivindicar inversiones e infraestructuras para frenar la despoblación bajo el lema “Teruel existe”. Aunque el movimiento no ha cumplido sus objetivos, la movilización ha servido, al menos, para dar visibilidad a la España Vaciada, un problema que afecta al 53% del territorio español
La lucha contra la despoblación y el abandono del medio rurales una constante en las reivindicaciones de UGT FICA, pues sus consecuencias se dejan sentir fuertemente en los sectores de nuestro ámbito: la Agricultura, la Industria y la Construcción.
Cuando faltan pocos días para la llegada de un gran contingente de mujeres marroquíes que vienen a trabajar en la campaña de frutos rojos en Huelva, las informaciones esporádicas que aparecen en los medios siguen evidenciando que el trabajo en el campo español es terreno abonado para la explotación de inmigrantes, como viene denunciando UGT FICA desde hace años.
Los índices de siniestralidad laboral en la construcción se encuentran en tendencia alcista desde el año 2013. Desde UGT FICA observamos con preocupación la evidente vinculación que existe entre el crecimiento económico en el sector y el aumento de la siniestralidad laboral (Artículo publicado en el Observatorio de la Construcción de la Fundación Laboral de la Construcción)
No se puede negar el voluntarismo del Ejecutivo de Pedro Sánchez a la hora de intentar reparar los profundos daños que han significado las políticas de los Gobiernos anteriores para los trabajadores y trabajadoras de nuestro país y para las relaciones laborales. Lo que sí se le puede achacar es una cierta falta de ambición política a la hora de coger el toro por los cuernos y abordar la esencia de los males endémicos que azotan nuestra economía: la derogación de la reforma laboral y la falta de una política industrial coherente y definida.
Después de tantos años de recortes, desde UGT FICA no podemos más que aplaudir el reciente anuncio del ministro de Fomento, José Luis Ábalos, de la intención del Gobierno de, no sólo seguir adelante con los compromisos de inversión y los contratos públicos ya aprobados o en fase de ejecución, sino también de incrementar la inversión en obra pública e infraestructuras hasta finales de 2018 en 5.000 millones más. Asimismo, nos congratulamos del ascenso del área de Vivienda en el organigrama de Fomento, del lanzamiento del plan para la construcción de 20.000 viviendas de alquiler a precios limitados en ciudades con precios disparados, y del anuncio del replanteamiento del Plan de Vivienda 2018-2021.
Las denuncias de las temporeras marroquíes en la campaña de la fresa en Huelva es un síntoma más de la depauperada situación laboral del sector agrario.Los abusos denunciados por las temporeras marroquíes desplazadas a la campaña de la fresa y los frutos rojos de Huelva vuelven a traer a escena la dura realidad de los trabajadores y trabajadoras por cuenta ajena del campo español.
El Gobierno ha movido ficha. Por fin. Tras meses de tibias alusiones a la necesidad de subir los salarios finalmente ha predicado con el ejemplo en el pacto con los sindicatos de la Función Pública; un acuerdo que permitirá ganar poder adquisitivo a los trabajadores y trabajadoras de los servicios públicos por primera vez en nueve años.
La regulación de la energía en nuestro país se ha venido caracterizando por la aplicación de medidas coyunturales en función de las ocurrencias y los intereses de los gobiernos de turno. Un continuo parcheo que ha dado lugar a un escenario volátil en el que las grandes empresas energéticas han campado a sus anchas, sin tener en consideración ningún otro aspecto que no sea la obtención del máximo beneficio económico.
El empleo en el campo español acumula varios records que deberían hacer sonrojar a una sociedad democráticamente adulta como la nuestra. El Agrario no sólo es el sector de nuestra economía que más temporalidad y desempleo acumula, sino que además es el más desregulado. Y es responsabilidad de todos acabar con esta situación. Conseguir un convenio estatal del sector agrario ha sido uno de los grandes retos y objetivos de nuestra organización, pero todos los pasos dados hasta el momento hacia ese horizonte han resultado infructuosos porque hemos tropezado siempre con las mismas piedras en el camino.
Viernes, 02 Febrero 2018 11:29

La plantilla de Opel vota por el futuro

Los trabajadores de Opel España han vuelto a demostrar, con su apoyo al principio de acuerdo alcanzado esta semana por el Comité de Empresa y la dirección del Grupo PSA, que la negociación y el diálogo social son los únicos instrumentos capaces de aproximar a las partes y de conseguir avances para los trabajadores y la empresa.Si algo han demostrado los delegados y afiliados de UGT FICA en todos estos años es su capacidad de diálogo y de alcanzar acuerdos que, en principio, se presumían imposibles. Nuestra representatividad en el sector del automóvil, en el que UGT es mayoría desde hace muchos años, avala nuestro trabajo y nuestra predisposición a defender, con uñas y dientes, los intereses de los y las trabajadoras.
Jueves, 28 Diciembre 2017 11:20
Este año hemos cumplido el 25º Aniversario de la firma, el 10 de abril de 1992, del I Convenio General de la Construcción, ese gran acuerdo sectorial que vino a “dignificar el sector productivo de la construcción en nuestro país”, en palabras del entonces secretario general de la Federación Estatal de la Madera, Construcción y Afines de UGT (FEMCA-UGT), Manuel Garnacho. El convenio permitió derogar la vieja ordenanza laboral franquista, que databa de 1970, e inauguró un largo periodo de diálogo, negociación y paritarismo que, hace veinticinco años, constituía una práctica impensable en nuestros sectores económicos.
Página 1 de 2