UGT FICA espera que el éxito de la huelga del 18D en el sector aeronáutico de Sevilla conlleve un giro en la política industrial de Airbus

La Federación apoya las acciones que viene llevando a cabo UGT FICA Andalucía y la convocatoria de huelga realizada para el próximo 18 de diciembre en el sector aeronáutico por nuestro sindicato provincial de Sevilla

 

191213 huelga aeronautica sevillaLa Federación de Industria, Construcción y Agro de UGT viene demandando desde hace tiempo un Pacto de Estado por la Industria, una mesa interministerial del sector aeronáutico español y un plan estratégico para Airbus. La Dirección de la compañía no puede mantener en España una política basada en la pérdida de empleo ni en la precarización del empleo y de las condiciones sociolaborales y económicas de los trabajadores de alta cualificación profesional,que prestan sus servicios en un sector de alto componente tecnológico. Esta estrategia es diametralmente contraria a la que están aplicando en países como Alemania y Francia. Además cabe recordar que el mercado aeronáutico se encuentra en unos niveles de crecimiento sostenido en niveles históricos.

A este respecto, para el secretario sectorial de Material de Transporte, Electrónica y TIC, Juan Antonio Vázquez, es indispensable fortalecer la industria española potenciando empresas de alto nivel tecnológico que fomenten las inversiones en I+D+i, que compitan con desarrollos y productos de alto valor añadido y nos sitúen por sus capacidades de decisión, industriales y tecnológicas en los niveles más alto del mercado internacional, generando empleo estable y alta cualificación profesional

Por su parte, el vicesecretario general de UGT FICA Sevilla, Manuel Ponce, ha denunciado que el motivo de la convocatoria de huelga del 18D, es consecuencia de la actitud de la empresa matriz Airbus. Tanto por sus constante incumplimientos de los acuerdos, como por la adjudicación de las cargas de trabajos, basados únicamente en una reducción de coste, abusando de su situación de dominio y monopolio en el mercado aeronáutico español. Ello está poniendo en riesgo la sostenibilidad y futuro de las empresas aeronáuticas, provocando la competencia desleal entre empresas.

Esperamos que la huelga del 18D sea secundada masivamente por los trabajadores del sector y que la movilización conlleve un giro en la política industrial de la compañía hacia los trabajadores y las empresas del sector.